El ARA San Juan logró un hecho histórico: reunió a soldados rusos, norteamericanos y británicos

El sol cae en la ciudad de Comodoro Rivadavia pasadas las 21. Golpea con fuerza durante el día a pesar del viento que aparece intermitente y es capaz de arrancar un árbol de su raíz o la puerta de un auto, y se esconde detrás de las extensísimas playas de Rada Tilly, a solo 15 minutos de auto. Regala a los comodorenses, en su trayecto, una pintura anaranjada en el cielo patagónico.

Pero los 177.038 habitantes de esta ciudad (según el último censo de 2010) se acostumbraron en la última semana a un nuevo paisaje, a una nueva postal. A los uniformes camuflados, a las señales militares, a los soldados que caminan sus calles, que ocupan los principales hoteles.

This Post Has 0 Comments

Leave A Reply


Wordpress Themes wordpress