América LatinaBrasil

Covid-19: Brasil podría ser el segundo país con más infecciones

Covid-19: Brasil podría ser el segundo país con más infecciones

La pandemia de coronavirus en Brasil empeoró este miércoles al reportarse 888 muertes y casi 20.000 infecciones en el último día.

De acuerdo a datos del ministerio de Salud la cifra total de fallecidos en el país sudamericano arribó a 18.859, mientras la cantidad de casos de coronavirus subió a 291.579.

En breve Brasil pronto podría tener el segundo mayor número de casos de la Covid-19 en el mundo, solo por detrás de EE.UU.; este lunes el país superó a Gran Bretaña para convertirse en el país con el tercer mayor número de infectados y el martes registró un récord diario de 1.179 fallecidos.

El principal foco de la pandemia en Brasil continúa siendo el estado de Sao Paulo, al registrar 5.363 fallecidos y 69.859 casos confirmados.

Por detrás se sitúa el estado de Ceará, con 1.900 muertes y 30.560 contagios, unos números alarmantes para su población, estimada en unos 9 millones de personas. Río de Janeiro también preocupa con 3.237 fallecidos y 30.372 infectados de coronavirus.

El estado de Amazonas, reporta 1.561 muertos y 23.704 contagios, también lucha para frenar la curva y evitar un agravamiento aún mayor de su sistema sanitario, el cual se encuentra al límite en la capital, Manaos.

El presidente Jair Bolsonaro ha sido ampliamente criticado por su gestión frente al coronavirus por no seguir las recomendaciones de la Organización Mundial de la Salud (OMS).

Bolsonaro ha rechazado y criticado las medidas de distanciamiento social, argumentando en cambio a favor de la reapertura de la economía.

El presidente se ha convertido en un defensor cada vez más fuerte de la cloroquina, un medicamento contra la malaria, como un posible remedio para la Covid-19, a pesar de las advertencias de los expertos en salud.

El miércoles, el Ministerio de Salud emitió nuevas directrices para un uso más amplio de los medicamentos contra la malaria en casos de coronavirus leves.

El ministro interino de Salud, Eduardo Pazuello, autorizó el nuevo protocolo después de que dos médicos dejaron el máximo cargo ministerial bajo la presión de promover el uso de la cloroquina y la hidroxicloroquina.

“Estamos en guerra. Peor que la derrota sería la vergüenza de no pelear”, tuiteó Bolsonaro sobre la decisión del gobierno de estimular el uso de estos fármacos sin pruebas de su efectividad.

Gonzalo Vecina Neto, el exjefe del regulador de salud de Brasil, Anvisa, calificó las nuevas medidas como una “barbarie” que podrían causar más daño que beneficios debido a los peligrosos efectos secundarios que podría provocar el medicamento.

Tags

Related Articles

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Time limit is exhausted. Please reload the CAPTCHA.

Close
Close