América LatinaBrasil

Brasil: Cierran comercios por el nuevo impacto del covid-19 en Sao Paulo

Brasil: Cierran comercios por el nuevo impacto del covid-19 en Sao Paulo

La vida comercial en Sao Paulo, Brasil, se ha visto duramente afectada por el impacto que ha significado el coronavirus en el país sudamericano, a pesar que la ciudad más grande de Brasil está reanudando su actividad económica, aún algunas calles de la metrópolis muestra un desolado panorama en el que comerciantes han cerrado definitivamente sus locales por el virus.

Según nota de AFP muchos negocios no tenían fondos suficientes para soportar el congelamiento de la actividad durante tres meses y no volverán a abrir después de que pase la emergencia sanitaria. Sao Paulo, la capital económica de Brasil, con 12 millones de habitantes, alberga el 40% de las pequeñas y medianas empresas del país. La enorme cantidad de restaurantes y bares, con sus mesas en las aceras, dieron vida a la megalópolis… hasta la pandemia.

Sin clientes desde marzo, han tenido que cerrar. Es el caso de Graziela Magliano, una paulista de 47 años que hace siete lanzó su salón de belleza, confiada en que un buen servicio y productos de alta calidad atraerían una demanda creciente de productos naturales por parte de los consumidores. Se trataba en realidad de un nicho que ya tenía una audiencia reducida antes de la pandemia.

Graziela tenía pocos ahorros y le era imposible pagar los 8 000 reales (aproximadamente USD 1 500) por la renta del local y los salarios de sus tres empleados sin recibir clientes. Tras el anuncio de las primeras medidas de cuarentena por parte del gobernador del estado de Sao Paulo, Joao Doria, decidió cerrar definitivamente.

“Me asustó porque no sabía en qué se convertiría mi sector después de la crisis (…). Ni siquiera traté de solicitar un préstamo porque no quería salir de esta pandemia endeudada”, dice, mirando la casa blanca donde funcionaba su negocio.

“Todavía no tenemos la cifra exacta de compañías que no reanudarán sus actividades, pero calculamos que será alrededor del 20% del total”, señaló Carlos Melles, presidente de la Asociación Brasileña de Asistencia a las Pequeñas y Micro Empresas (SEBRAE), reseñó AFP.

Raimundo Jerónimo y Federico Prim conversan en la puerta de sus respectivos locales gastronómicos, uno pegado al otro. El primero abrió un típico bistró brasileño hace 15 años, con el que recaudaba antes de la pandemia entre 1 500 y 2 000 reales (entre USD 250 y 340) diarios, en promedio. “Ahora gano el 15% de eso, lo suficiente para pagar algunas facturas. Todavía puedo cubrir el alquiler porque el propietario lo ha reducido a la mitad”, dice, aludiendo a una práctica que se ha extendido en las grandes ciudades para permitir a los inquilinos superar el peor momento de la crisis.

“Pero si esto continúa es posible que no pueda aguantar financieramente”, agrega. “Esperemos que las áreas de ocio, los bares callejeros, que dieron su identidad a Sao Paulo, vuelvan… Pero llevará tiempo, no antes del año que viene”, arriesga Federico frente a su pequeño bar, completamente vacío, apuntó AFP.

Tags

Related Articles

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Time limit is exhausted. Please reload the CAPTCHA.

Close
Close